¿Qué posibilidades tienen los empleadores ante la crisis actual? Es importante informarse y asesorarse sobre las alternativas, sobre las cuales se refiere la abogada, especialista en Derecho Laboral, Francisca Viera.

¿De qué se trata esta ley?

Esta ley se ha establecido con el objeto de resguardar el empleo y la estabilidad en el trabajo de las personas, pues les da la posibilidad de acceder a prestaciones propias del seguro de desempleo aun cuando la relación laboral se encuentra plenamente vigente. Para ello la ley establece determinados requisitos que les permitan a los trabajadores acceder a este beneficio:

  • Suspensión del contrato de trabajo por acto de autoridad (por cuarentena).
  • Se acuerde con el empleador un pacto de suspensión del contrato de trabajo.
  • Se acuerde con el empleador un pacto de reducción temporal de la jornada de trabajo.

En cuanto a la suspensión del contrato laboral:

La suspensión del contrato de trabajo implica que el trabajador deja de estar obligado a prestar el servicio o el trabajo para el cual fue contratado y por ello se establece que el empleador no tiene la obligación correlativa de pagar la remuneración acordada. De esta forma, la Ley habilita a los empleadores que hayan visto perjudicado su negocio o su actividad económica, ya sea de forma total o parcial, por restricciones sanitarias a causa del brote del virus Covid 19, para que se puedan sujetar a las disposiciones que contiene esta ley y que en definitiva permite que los trabajadores continúen percibiendo parte de sus remuneraciones a pesar de encontrarse suspendida su relación laboral. Para ello se ha establecido una fórmula decreciente para el pago de las remuneraciones en consideración si el trabajador se encuentra contratado de forma indefinida o bien está contratado a plazo fijo, que se pasan a exponer a continuación:

La primera tabla contempla pagos a realizar a trabajadores contratados de forma indefinida.

Mes Porcentaje sobre remuneración promedio Valor superior Valor Inferior
1º mes 70% $525.000 $225.000
2º Mes 55% $412.000 $225.000
3º Mes 45% $337.500 $225.000
4º Mes 40% $300.000 $200.000
5º Mes 35% $262.5000 $175.000

La segunda tabla, contempla los pagos a efectuar para los trabajadores contratados a plazo fijo, cambiando de la siguiente forma:

Mes Porcentaje sobre remuneración promedio Valor superior Valor Inferior
1º Mes 50% $375.000 $225.000
2º Mes 40% $300.000 $200.000
3º Mes 35% $265.500 $175.000

En este sentido es necesario señalar que el Gobierno ha anunciado un nuevo proyecto de ley que pretende flexibilizar y aumentar los beneficios ya establecidos por esta Ley. En este nuevo proyecto se ha establecido que quienes accedan a estas prestaciones, recibirán en el primer mes el 70% de su remuneración imponible pero a partir del segundo mes recibirán el 55%, porcentaje que se mantendrá fijo hasta el quinto mes y luego, a partir de sexto mes, los trabajadores recibirán el 50%, pudiendo elevarlo hasta un 55% por Decreto de los Ministerios de Hacienda y Trabajo, de ser pertinente.

Opciones que entrega la ley al Empleador:

La ley contempla varias opciones, en conformidad a la situación que se trate, para que se pueda optar por al menos 3 alternativas que se pasan a exponer:

1.- Se contempla la posibilidad de suspender el contrato de trabajo por acto de autoridad: La suspensión del contrato de trabajo por acto de autoridad implica la existencia de una decisión, por parte de la autoridad, que ordena la paralización total o parcial de determinadas actividades comerciales, industriales, etc., precisamente basada en restricciones sanitarias por las consecuencias del virus Covid-19. Este beneficio habilita para que los trabajadores pueden acceder a parte de su remuneración a través del Seguro de Cesantía.(1)

2.- Pacto de acuerdo de suspensión temporal del contrato de trabajo
Los empleadores que vean afectadas sus actividades comerciales, por causa o motivo de las restricciones sanitarias a causa del brote del virus Covid-19, pueden acordar una suspensión temporal del contrato de trabajo, que puede ser de forma individual o colectiva. Este acuerdo permite que los trabajadores puedan acceder a parte de su remuneración a través del Seguro de Cesantía.

Para el empleador, la suspensión implica no solo el cese de la obligación de pagar la remuneración sino que, además, implica el no pago de las demás asignaciones que no constituyan remuneración. De todas formas y a pesar que el empleador no tiene la obligación de continuar pagando las remuneraciones y demás asignaciones que no constituyen remuneración, continua vigente la obligación de pagar las cotizaciones previsionales por el total de las remuneraciones de cada trabajador.


3.- Pacto de reducción temporal de la jornada de trabajo

Esta es una alternativa que contempla la Ley que habilita a los empleadores a acordar con sus trabajadores, ya sea, de manera individual o colectiva, la reducción de hasta el 50% de la jornada de trabajo, lo que trae aparejados distintos efectos:

  • El empleador debe pagar únicamente la remuneración y las cotizaciones previsionales en proporción a las horas de esta nueva jornada reducida.
  • El trabajador recibe un complemento adicional a su sueldo de hasta un 25% con cargo al Seguro de Cesantía.
  • De todas maneras se establece que los beneficios remuneracionales se mantienen.

¿Qué trabajadores quedan excluidos de estos beneficios?

  • Los trabajadores que al momento de dictarse el acto o declaración de autoridad, hayan suscrito con su empleador un pacto que les asegure la continuación de la relación laboral durante la emergencia sanitaria y que implique continuar recibiendo todo o parte de su remuneración mensual.
  • Trabajadores que durante la emergencia estén recibiendo subsidio por incapacidad laboral, cualquiera sea su naturaleza.
  • Los trabajadores de empresas que deberán continuar prestando servicios esenciales.
  • Trabajadores que no se encuentren afiliados al seguro de desempleo de la ley 19.728.

Como vemos, la ley establece diferentes alternativas que se intentan adecuar a las necesidades y situaciones que estén viviendo las empresas con sus trabajadores, en este sentido la recomendación es informarse muy bien de los requisitos para solicitar cada una de las alternativas contempladas en la ley, proponiendo mantener el orden respecto del estado de cada uno de los trabajadores, que incluya información actualizada de estos. En este aspecto es relevante indicar que a pesar de que la mayoría de las alternativas contempla una suspensión (total o parcial) de la relación laboral, se mantiene, para el empleador, su obligación de pagar las cotizaciones previsionales de sus trabajadores. En este sentido la ley intenta resguardar la continuidad laboral basado en el principio de estabilidad en el empleo para evitar, que por los efectos provocados por el brote del virus Covid 19, las empresas se vean presionadas para desvincular a sus trabajadores, entregando un grado de mayor flexibilización de las relaciones laborales, permitiéndoles adecuarse a este nuevo escenario económico mediante la introducción de estas alternativas.

Para cualquier duda, o si requiere de mayor información, no dude en contactarme a mi email: francisca@montoyaviera.cl

(1) El 08 de abril de 2020 fue publicada en el Diario oficial la resolución que indica las zonas o territorios del país afectados por actos de autoridad y, además, indica las actividades o establecimientos exceptuados de la paralización de las actividades. Resolución que fue complementada por otra de fecha 16 de mayo de 2020.

Francisca Viera Vicencio

Abogada / Magister en Derecho Laboral y Seguridad Social.

Montoya & Viera.